La UE desbloquea el fondo de recuperación y el presupuesto europeo tras sortear el veto de Hungría y Polonia

Comparte esta noticia

Los jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) han logrado este jueves desbloquear su plan de recuperación para hacer frente a la pandemia de coronavirus, al llegar a un compromiso con Hungría y Polonia para que levanten el veto que mantenían por su rechazo a vincular estas ayudas al Estado de Derecho.

El acuerdo, sellado alrededor de las 19:00 horas en Bruselas, en el marco de una cumbre europea presencial, estaba previsto a primera hora de la tarde, pero finalmente se ha retrasado algo más de cinco horas ya que los Veintisiete han priorizado el debate de temas como la estrategia de vacunación europea o el cambio climático.

“Acuerdo sobre el marco financiero plurianual y el paquete de recuperación. Ahora podemos empezar con la implementación y reconstruir nuestras economías”, ha anunciado el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, en su cuenta de Twitter.

En concreto, los líderes europeos han dado ‘luz verde’ al documento que había sido pactado previamente este miércoles entre Hungría, Polonia y Alemania -que ocupa este semestre la presidencia de la UE- y que garantiza que el nuevo sistema para condicionar el desembolso de ayudas europeas al respeto del Estado de Derecho no se utilizará para presionarles en otros campos, como la política migratoria.

Esto levantó algunas reticencias de países como Países Bajos, Dinamarca, Suecia y Austria -los llamados países frugales-, los más férreos defensores de condicionar las ayudas al Estado de Derecho, aunque todos los países de la UE se han mostrado firmes en su rechazo a modificar este mecanismo.

Sin embargo, y tras intensas semanas de negociaciones, el acuerdo finalmente ha salido adelante y, de esta forma, continúa la tramitación del presupuesto comunitario para 2021-2027 y del fondo de recuperación, que movilizarán en total 1,8 billones de euros para hacer frente a las consecuencias de la COVID-19. De hecho, este mismo viernes empieza el proceso para ratificar el mecanismo presupuestario.

Tres semanas de bloqueo

Hungría y Polonia mantenían bloqueado desde hace tres semanas este paquete de recuperación por su rechazo a condicionar estas ayudas al respeto del Estado de Derecho. La solución negociada no modifica este punto, pero añade una declaración que clarifica cómo se implementará y el papel que jugará la justicia europea en su validación. Esto es lo que ha llevado a estos países a dar su visto bueno.

En concreto, el acuerdo recoge que, en el caso de que Hungría o Polonia recurran la norma ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), la Comisión Europea no podría suspender fondos ni proponer ningún tipo de medida bajo este mecanismo hasta que la corte se pronuncie. En otras palabras: si Budapest o Varsovia recurren a los tribunales europeos, Bruselas no podrá proponer penalizarlos, aunque lo viera necesario, hasta que haya una sentencia, que suele demorarse un año o más.

El compromiso también subraya que su aplicación será “justa, imparcial y basada en hechos, asegurando el debido proceso, no discriminación y trato igualitario a los Estados miembros”. Para garantizarlo, la Comisión elaborará unas directrices para aplicar este mecanismo consultando con los Estados miembros.

Tras sellar el acuerdo, varios han sido los líderes europeos que han mostrado su satisfacción a través de sus redes sociales. Para el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el desbloqueo de los fondos de recuperación “es una gran noticia para la UE“. “Una vez más, cooperamos y acordamos en Bruselas por el bien común de nuestros países”, ha recalcado.

El primer ministro húngaro, Viktor Orbán, por su parte, ha afirmado que, a pesar de que “quedan muchas cosas por hacer”, “el sentido común ha ganado” ya que se ha logrado “preservar la unidad de Europa con esta decisión”.

No obstante, ha asegurado que en los 30 años de su carrera política, “nunca ha visto algo” como lo vivido durante esta cumbre. “No recuerdo ninguna negociación tan difícil, tensa y fuerte como la de hoy“, ha destacado, al tiempo que ha puesto de manifiesto los problemas en las negociaciones con Países Bajos: “El holandés definitivamente no es nuestro amigo… Es obvio que lo que está haciendo y pensando no coincide con lo que los pueblos polaco y húngaro quisieran tener”, ha dicho durante una rueda de prensa cercana a la medianoche.

Dentro de los representantes de las autoridades, los máximos elogios han ido dirigidos a Alemania y, en concreto, a su canciller, Angela Merkel, pieza fundamental para conseguir el acuerdo. Así lo han destacado la presidenta del Banco Central Europeo (BCE), Christine Lagarde, la presidenta de la Comisión, Ursula von der Leyen y el comisario de economía de la UE, Paolo Gentiloni.

¿Cuáles son los pasos a seguir?

España contará con 140.000 millones de euros procedentes del fondo de recuperación. Sin embargo, Bruselas estima que tardarán en llegar, al menos, hasta mediados de 2021.

Uno de los pasos previos era presentar un borrador de su plan de recuperación ante la Comisión Europea. España lo hizo el pasado 15 de octubre. Fue entonces cuando Sánchez explicó que se movilizarán 72.000 millones en el periodo 2021-2023 con el objetivo de acelerar la transformación de la economía mediante proyectos que se ejecutarán en ese mismo plazo.

Una vez ratificado el acuerdo en el Consejo Europeo, con el visto bueno de Polonia y Hungría, los líderes europeos deberán aprobar por unanimidad el nuevo techo de recursos propios del presupuesto de la UE (la cantidad máxima de contribuciones nacionales a las cuentas comunitarias) para que la Comisión Europea pueda emitir deuda en los mercados para su financiación.

Posteriormente, el mecanismo pasará a los parlamentos de los Estados miembros, en el caso de España el Congreso de los Diputados, que deberán ratificarlo. Bruselas estima que este proceso podría alargarse hasta tres meses.

Además, y de forma paralela, tanto los países como el Parlamento Europeo deben completar los trámites legislativos para aprobar formalmente el nuevo régimen de condicionalidad al que se oponían Hungría y Polonia.

Fuente: RTVE

 

Asociación para el Desarrollo Rural de Andalucía

ER-0930/2013
GA-2013/0384
SR-0034-ES
  • Edificio Metropol 1, C/ Industria, nº 1, 3º Módulo 20
    41927 Mairena del Aljarafe (Sevilla)
  • 954 769 722 | 618 212 064

Financia

Entidades colaboradoras