Fechas y claves para entender la desescalada en la agroalimentación y la restauración

Comparte esta noticia

A partir del 11 de mayo se podrán abrir mercadillos o terrazas. A partir del 25 de mayo llega la caza y desde el 8 de junio podrán abrir barras de bares… todo esto por provincias y en función de cumplir indicados epidemiológicos o estrictos requisitos.

Las cuatro fases de desescalada hasta alcanzar la “nueva normalidad” tras la pandemia afectan también a la actividad del sector agroalimentario en toda su cadena de valor, desde la producción agraria, pasando por la caza y llegando a la restauración.

De acuerdo al plan presentado este martes por el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, éstos son los aspectos que hay que tener en cuenta en cada fase, que durarán como mínimo dos semanas y que se producirán en función de que cada provincia vaya cumpliendo con indicadores epidemiológicos y capacidades sanitarias, de movilidad y económico-sociales.

-Fase 0 (hasta el 11 de mayo): Apertura de restaurantes y cafeterías con entrega para llevar, pero sin consumo en el local.

-Fase 1 (11-25 de mayo, en el mejor de los casos): Podrán comenzar a abrir mercadillos al aire libre (mercado ambulante), muchos de ellos con venta de productos alimentarios como frutas y hortalizas. Su reapertura tendrá que ser permitida por cada ayuntamiento y tendrán una limitación inicial al 25 % de los puestos habituales o aumento de superficie para asegurar el mantenimiento de distancia de seguridad entre los puestos y el público.

La restauración podrá abrir sus terrazas, pero se limitará al 30 % de las mesas permitidas en años anteriores según la licencia municipal y asegurando distancias; podrían tener mayor número de mesas si el ayuntamiento permite más espacio, respetando la proporción mesas/superficie de ese 30 % y con un incremento proporcional de espacio peatonal en el mismo tramo de la vía.

También en esta fase se procede a la apertura de actividades del sector agroalimentario y pesquero que mantenían restricciones, si bien no han sido especificadas.

Se da luz verde al turismo activo y de naturaleza para grupos limitados de personas.

Puesto de frutas y verduras en un mercadillo. Efeagro/Rafa Alcaide.

-Fase 2 (25 mayo-8 de junio, de ser posible): Se amplía el número de puestos que pueden operar en los mercadillos al aire libre a 1/3 parte de los habituales, o distancia de separación similar con aumento de superficie.

Se permite el consumo dentro de cafeterías, restaurantes y hostelería, pero sólo para ser servidos en mesa (no barra) y con garantía de separación entre clientes y mesas, excepto discotecas y bares nocturnos, y con un aforo al 33 %.

Reanudación de la caza y la pesca deportiva.

El turismo activo y de naturaleza ya se puede ampliar a grupos más numerosos.

-Fase 3 (8 junio-22 de junio, si es factible): Los mercados ambulantes pueden incrementar su actividad hasta el 50 % de los puestos o aumento de superficie que permita una separación similar, a criterio de los ayuntamientos, que deben garantizar la distancia de seguridad de dos metros entre las personas.

El interior de los bares, restaurantes y cafeterías ya podrán acoger al 50 % de su aforo máximo e incluso se permite gente de pie (barra) con una separación mínima de 1,5 metros entre los clientes de la barra.

En terrazas, se limitará al 50 % de las mesas permitidas en años anteriores y cada ayuntamiento puede conceder más espacio siempre respetando esas proporciones. Las discotecas y los bares nocturnos tendrán un aforo máximo del 33 %.

Apertura de plazas, recintos e instalaciones taurinas, con una limitación de aforo que garantice una persona por cada nueve metros cuadrados.

Se permite sin restricciones el turismo activo y de naturaleza.

-Nueva normalidad (a partir del 22 de junio, en el mejor de los casos): Terminan las restricciones sociales y económicas, pero se mantiene la vigilancia epidemiológica, la capacidad reforzada del sistema sanitario y la autoprotección de la ciudadanía.

**Aspectos como la ocupación de vehículos privados, interesantes para los jornaleros que tienen que trasladarse a las fincas, no quedan especificados en los anexos del plan; tan sólo se hace una referencia en la fase I en la que se indica la limitación de ocupación de los coches privados, salvo en personas que residan en el mismo domicilio que podrían ir juntos.

 

Asociación para el Desarrollo Rural de Andalucía

ER-0930/2013
GA-2013/0384
ER-0930/2013
  • Edificio Metropol 1, C/ Industria, nº 1, 3º Módulo 20
    41927 Mairena del Aljarafe (Sevilla)
  • 954 769 722 | 618 212 064

Financia

Entidades colaboradoras