Luis Planas, ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación: «La futura PAC incluirá medidas diseñadas para paliar la despoblación»

Comparte esta noticia

 

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación en funciones, Luis Planas, repasa algunas de las cuestiones importantes para el sector en respuesta a un cuestionario remitido por este Diario.

 

Señala que la PAC incorporará medidas para paliar la despoblación, subraya la importancia de las explotaciones familiares, se refiere al Brexit y defiende la compatibilidad de la actividad ganadera con el oso y el lobo.

El mundo rural ha sido el gran olvidado en las políticas ¿Qué nuevo compromiso social se necesitaría para con el mundo rural para que aquí el futuro sea posible?

-Los nueve objetivos de la Política Agrícola Común (PAC) para el periodo 2021-2027 van a contribuir a mejorar la rentabilidad del sector agroalimentario y mantener un medio rural vivo, dinámico y más sostenible.

Una de las grandes novedades de la PAC post 2020 es la posibilidad que tiene cada Estado miembro de elaborar su propio Plan Estratégico para la aplicación de esta política a nivel nacional.

El Gobierno ha abierto un amplio proceso participativo con las comunidades autónomas, el sector agroalimentario y representantes de la sociedad civil para dotar a España de una política agroalimentaria y de desarrollo rural propia, que incluya tanto los instrumentos legales y financieros comunitarios como los nacionales, garantizando su fiabilidad y futuro.

De un tiempo a esta parte cobra protagonismo la España vaciada, el tema de la despoblación. ¿Son solo buenas intenciones o va en serio querer poblar las zonas despobladas?

-La despoblación del medio rural ocupa un lugar prioritario en la agenda política de este Gobierno, que debe abordarse de una manera global, integral y transversal. Se trata de uno de los mayores retos a los que se enfrenta el medio rural, y la sociedad en general, ya que tiene un importante impacto en los ámbitos económico, patrimonial y medioambiental.

El Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación está muy comprometido con el impulso de estrategias de poblamiento activo, a través de mecanismos como la inclusión de la variable del reto demográfico en la planificación estratégica de la futura PAC, en la que se incluirán medidas diseñadas entre todos los actores involucrados para paliar este problema.

¿Qué papel juega la era digital y el colectivo de jóvenes y mujeres rurales en la transformación del mundo rural?

-Uno de los grandes objetivos del Departamento que me honro en dirigir es garantizar un futuro digno y rentable para el medio rural. Para ello, impulsamos medidas para hacer de nuestros pueblos lugares atractivos y favorecer así la instalación de jóvenes y mujeres, como garantía de relevo generacional.

La innovación y la revolución digital son palancas fundamentales para la creación y mejora del empleo, la calidad de vida y la reducción de las desigualdades entre el medio rural y el urbano. Debemos garantizar la igualdad de oportunidades y romper la brecha entre campo y ciudad.

La futura PAC ¿contará con algún plan especial para potenciar la ganadería y la agri- cultura familiar?

-La agricultura familiar es un elemento clave para mantener la población y la actividad en el medio rural. Por eso, el Gobierno apoya la agricultura familiar y la economía social, ya que son esenciales para fijar población y evitar el despoblamiento. No olvidemos que son explotaciones con una fuerte vinculación al territorio que propician una mejor distribución de la riqueza y el empleo.

Con este objetivo, buscaremos que la agricultura familiar tenga un especial protagonismo en la futura PAC, haciendo que esta política sea más simple, centrada en las personas y cuyos apoyos vayan destinados a los verdaderos agricultores.

¿Qué le parece la postura que defiende el Gobierno de Aragón de la eliminación de los derechos históricos de la PAC?

-España está entre los Estados miembros que defienden firmemente los pagos directos de la PAC, ya que desempeñan un papel decisivo a la hora de garantizar la rentabilidad de las explotaciones agrarias.

A este respecto, el Gobierno apoya que los Estados miembros puedan elegir la forma de conceder esta ayuda básica; es decir, si se concede a través del uso de derechos individuales de pago o si se concede mediante un pago por hectárea.

Se trata de una cuestión controvertida a nivel nacional, ya que hay comunidades autónomas que están a favor de mantener los derechos individuales y otras que abogan por su supresión, eliminando al tiempo cualquier tipo de referencia histórica en el cálculo del importe de los pagos.

Cuando llegue el momento de formular las posibilidades de aplicación en el Plan Estratégico nacional, se elegirá la mejor alternativa para agricultores y ganaderos, en función de sus necesidades reales de apoyo de la PAC, con el máximo consenso posible. La opción que finalmente proponga el Ministerio permitirá que los agricultores dispongan de tiempo suficiente para facilitar la transición al nuevo modelo de ayudas.

¿Considera que se puede potenciar la agroindustria para que el valor añadido de los productos se quede en el territorio?

-El sector agroalimentario español ha hecho un gran esfuerzo para poner a disposición de los ciudadanos productos con mayor valor añadido, que se diferencian por la calidad, la sostenibilidad y la innovación. Su importancia económica (casi el 11% del PIB) y de empleo (más de 2,7 millones de personas ocupadas) determina la vida activa de nuestro medio rural, generando cohesión económica, social y territorial.

Todo ello, unido al reconocimiento internacional de los alimentos españoles, hace que debamos sentirnos orgullosos de lo nuestro, si bien debemos seguir avanzando para lograr mejorar la renta de las personas que hacen posible que todos disfrutemos de productos sanos y de calidad, agricultores, ganaderos e industria.

¿Cómo puede afectar el brexit a la industria agroganadera española?

-El mercado británico es muy significativo para las exportaciones agroalimentarias españolas, ya que suponen el 8% sobre el total de nuestras ventas exteriores. Para paliar en lo posible los efectos del brexit, el Gobierno de España y la Unión Europea trabajan desde hace meses para disponer de las medidas necesarias ante cualquier escenario. Nuestro deseo hubiera sido que esta salida no se produjera, pero respetamos la decisión del Reino Unido y confiamos en que se lleve a cabo de una manera pactada y ordenada que minimice sus efectos.

¿Piensa que es compatible la presencia del oso y el lobo en los Pirineos con la ganadería extensiva?

-En los próximos años, la agricultura, la ganadería y el sector forestal están llamados a desempeñar una posición relevante en la protección del medio ambiente y la lucha contra el cambio climático. Agricultores, ganaderos, y silvicultores son los primeros ecologistas que hemos tenido en España y deben jugar un papel pionero de cara al futuro

Por lo tanto, debe resultar compatible el desarrollo de la ganadería extensiva y el cuidado de nuestro rico patrimonio ganadero, reflejado en la amplia variedad de razas autóctonas, con la protección de especies como el oso y el lobo.

En todo caso, nuestros agricultores y ganaderos deben disponer del apoyo y protección necesarios para desarrollar su actividad.

 

Entrevista de Mercedes Portella, publicada en Diario del Alto Aragón.

Asociación para el Desarrollo Rural de Andalucía

ER-0930/2013
GA-2013/0384
ER-0930/2013
  • Edificio Metropol 1, C/ Industria, nº 1, 3º Módulo 20
    41927 Mairena del Aljarafe (Sevilla)
  • 954 769 722 | 618 212 064

Financia

Entidades colaboradoras