Luis Planas: “Es necesario un Pacto de Estado frente a la despoblación”

Comparte esta noticia

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación apuesta por la unión de partidos, Administraciones y sociedad civil para frenar la pérdida de población del medio rural. Pero advierte: “el sector agroalimentario no resolverá en solitario este reto”.

El Diario Rural: La situación para los agricultores cada día es más difícil. Los sectores del olivar y de las hortalizas se han manifestado en los últimos meses por los bajos precios. En mayo, usted anunció una revisión de la Ley de la cadena alimentaria con el objetivo de lograr un reparto más justo. ¿Qué medidas pretenden llevar a cabo para revertir esta situación?

Luis Planas: Vivimos en una economía de mercado en la cual los precios se ajustan en función de la oferta y la demanda. La clave es no solo producir, sino vender a buen precio, especialmente en el sector agroalimentario. Respecto a la Ley de la cadena alimentaria, no es más que un aspecto de los muchos que se pueden tratar desde todos los puntos de vista.

El primer elemento importante es el de la concentración de la oferta; que los productores tengan la capacidad suficiente, ya sea a través de las organizaciones de productores o de las cooperativas, de conseguir mejorar sus precios justamente gracias a una capacidad de oferta más concentrada frente a una industria que, lógicamente, es inferior en número y tiene una mayor capacidad de influencia.

En todo este proceso, la Ley de la cadena alimentaria contribuye proporcionando transparencia y equidad en todos sus eslabones. En este sentido, creo que se ha dado un paso adelante sobre todo en los contratos escritos y en la transparencia en precios de compra y de venta. No obstante, tenemos que ser claros: lo deseado por muchos agricultores en materia de precios aún no se ha cumplido por muchas razones que, en algunos casos, no tienen que ver con la cadena alimentaria.

Por tanto, diría que es un tema muy importante, pero que no tiene una solución automática y simple porque depende de muchos factores. Los tiempos en los que las administraciones públicas fijaban los precios han pasado.

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, en su despacho. Foto: Joaquín Terán.
El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, en su despacho. Foto: Joaquín Terán.

EDR: ¿Descarta el Ejecutivo la prohibición de la venta a pérdidas, tal y como exigen las organizaciones agrarias?

L.P.: La venta a pérdidas no es más que uno de los fenómenos más extremos de los que hemos hablado hace un momento. Se trata de la posibilidad de que un distribuidor pueda vender por debajo del precio de adquisición de un producto, lo cual puede servir para una promoción comercial, pero perjudica mucho a la economía y a la reputación del productor.

El año pasado incluimos en la Ley de ordenación del Comercio Minorista el supuesto de la venta a pérdidas. Se creó un vacío legal tras la sentencia del Tribunal Europeo de Justicia, que declaró nulo un artículo de esa ley sobre este tema. De cara a la nueva legislatura, tenemos la necesidad de incorporar al derecho español la nueva Directiva europea sobre prácticas desleales.

Creo que, con esta trasposición de la directiva, habrá ocasión de revisar el conjunto de la Ley de la cadena alimentaria para ver aquellos elementos que puedan ser objeto de mejora, y abordar nuevos temas como la venta a pérdidas, que son motivo de preocupación.

EDR: Sobre la negociación de la nueva PAC, ¿cuál es la posición de España para el futuro de esta importante política para el medio rural?

L.P.: La Comisión Europea presentó las propuestas financieras en mayo de 2018 y las propuestas reglamentarias a principios de junio de 2018. Desde la toma de posesión de este Gobierno, he dedicado más de la mitad de mi tiempo a la negociación de la futura PAC porque es un elemento determinante en el sector primario español, y especialmente, en el agroalimentario.

¿De qué cuantía estamos hablando? La posición del Gobierno de España es, de acuerdo con organizaciones agrarias, cooperativas y comunidades autónomas, la de mantener los fondos de la PAC, tal y como los tenemos actualmente planteados, para el periodo 2021-2027.

Ahora nos encontramos redactando un plan estratégico nacional de primer y segundo pilar, que será sometido a análisis por la Comisión Europea a principios de 2021, y que constituirá el instrumento fundamental para la articulación de la nueva PAC. Habrá ocasión de hacer un escrutinio para profundizar en cada uno de los sectores y subsectores de nuestra agricultura, ganadería y medio rural para ver cuáles son sus necesidades y qué tipo de apoyo específico necesitan.

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, en su despacho. Foto: Joaquín Terán.
El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas. Foto: Joaquín Terán.

EDR: ¿Y cuáles serán las principales novedades de la nueva PAC?

L.P.: Tendrá una nueva orientación, mucho más medioambiental, de mitigación y lucha contra el cambio climático y de preservación del medio ambiente. Tenemos que aprovechar para dirigir la nueva PAC a aquellos que realmente necesitan apoyo, como puede ser la agricultura familiar y profesional; que aquel que necesite ayuda, reciba más. Soy partidario de una discriminación positiva en favor de las primeras cabezas [de ganado] o primeras hectáreas porque suponen un elemento redistributivo de carácter importante.

La PAC también abordará el relevo generacional y la incorporación de jóvenes y mujeres; algo que está íntimamente vinculado con el futuro de nuestro mundo rural y la lucha contra la despoblación. Y debemos conseguir que la nueva PAC garantice la pervivencia de la actividad agrícola y ganadera. Durante la próxima década, un tercio de los agricultores y ganaderos se jubilarán, por lo que tenemos la obligación de garantizar un futuro a nuestro sector.

Y finalmente nos enfrentaremos a cambios profundos dentro de la realidad de todo el mundo agroalimentario. La digitalización y la agricultura y ganadería de precisión son ya una realidad. El conjunto de la PAC debe servir para frenar la despoblación de la España interior y conseguir que exista no solo una riqueza económica y social, sino también una ordenación del territorio, que me parece muy importante.

EDR: Los aranceles impuestos por el Gobierno de Estados Unidos pueden suponer un mazazo para las exportaciones españolas en numerosos sectores. ¿Qué mecanismos preparan la UE y el Gobierno español para hacer frente a este desafío?

L.P.: El Gobierno español rechazó estas sanciones, que son legales pero que nos parecen especialmente inoportunas. Supone incorporar el campo y el sector agroalimentario a la guerra comercial y, por lo tanto, es perjudicial también para el resto de consumidores y ciudadanos.

En este contexto, la Comisión Europea respondió positivamente a nuestras peticiones. Se activó el mecanismo del almacenamiento privado de aceite, que permite retirar del mercado durante seis meses ‘stocks’ importantes de determinadas categorías de aceite. La CE también está dispuesta a apoyar al vino con medidas de apoyo para conseguir mantener un mercado tan interesante como el norteamericano. Y habrá que reclamar otros apoyos para el sector de la aceituna de mesa.

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, en su despacho. Foto: Joaquín Terán.
Luis Planas, durante la entrevista con El Diario Rural, en su despacho. Foto: Joaquín Terán.

EDR: Los expertos coinciden en que el problema del despoblamiento de las zonas rurales y el reto demográfico deben abordarse de forma transversal, sin embargo, el papel de la agricultura y la ganadería parece clave. ¿Considera que una agricultura y ganadería rentables y sostenibles son decisivas para luchar con eficacia contra el despoblamiento rural?

L.P.: Sí, lo creo. Son fundamentales y un elemento decisivo de cara a un mantenimiento de la población y del territorio. Pero hay que dejar una cosa clara: el sector agroalimentario no puede únicamente soportar la pervivencia y el futuro de nuestras zonas rurales. El Gobierno cree necesario la puesta en marcha de un Pacto de Estado entre el conjunto de las administraciones, los partidos políticos, organizaciones y sindicatos para conseguir que esa España rural no se vacíe de población. Para ello, es necesario que los servicios públicos y las condiciones de vida de los habitantes rurales sean homologables a quienes habitan en una zona urbana.

EDR: La innovación y la modernización de la agricultura y la ganadería se presentan como uno de los grandes retos en un futuro inmediato. ¿Cómo aborda España este asunto? ¿No teme que la innovación tecnológica pueda traducirse en menos necesidad de mano de obra y, en definitiva, más despoblamiento?

L.P.: La realidad del mundo es la que es. La digitalización, Internet o la inteligencia artificial son mecanismos válidos para el sector primario. Se está produciendo un incremento de la productividad que supone en ocasiones una reducción de la mano de obra en el sector primario. Es una tendencia inexorable, y es importante que se logre una rentabilidad y unas posibilidades de ingresos y de vida que sean suficientes para vivir.

La tecnificación va a producir un sector primario más productivo. Tenemos que ser capaces de competir con los productos que vienen de países emergentes y apostar por el I+D+i. La próxima PAC incluirá una partida importante para I+D+i (unos mil millones de euros) porque hay que apostar por el futuro.

El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, en su despacho. Foto: Joaquín Terán.
El ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas. Foto: Joaquín Terán.

EDR: ¿Cuál ha sido su mayor satisfacción como ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación?

L.P.: Mi mayor satisfacción en este tiempo ha sido el trabajo conjunto con las organizaciones agrarias y las cooperativas, y con las comunidades para la negociación de la PAC. Creo que hemos seguido una vía, con alguna pequeña disonancia, que ha sido la correcta. Para lograr en Europa un buen resultado hay que lograr la unión del esfuerzo de todos. No solo con la PAC, sino también en cuestiones como los seguros agrarios.

Y eso es una magnífica visión de futuro, porque nos enfrentamos a una década con una nueva revolución verde y debemos repensar nuestra producción para que sea sostenible en relación con los recursos naturales.

EDR: ¿Espera repetir como ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación en la próxima legislatura?

L.P.: Espero que pronto tengamos un buen Gobierno en España. En ello está trabajando el PSOE, que ganó las elecciones de abril y noviembre. Tengo esperanza en que se pueda culminar la formación de ese Gobierno progresista. Sobre mi futuro, estaré trabajando allí donde me depare el destino. Estoy muy contento como ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, pero el futuro dirá.

Una entrevista de Juanfran Moreno Ramos para El Diario Rural. Foto: Joaquín Terán

Asociación para el Desarrollo Rural de Andalucía

ER-0930/2013
GA-2013/0384
ER-0930/2013
  • Edificio Metropol 1, C/ Industria, nº 1, 3º Módulo 20
    41927 Mairena del Aljarafe (Sevilla)
  • 954 769 722 | 618 212 064

Financia

Entidades colaboradoras